MARIA FLORENCIA CHAREUN
Lic. en kinesiología . RPG . Drenaje linfático M.N. 14344 M.P. 5028
RPG - Reeducación Postural Global ¿Qué es la RPG? ¿Cómo es una sesión de RPG, con qué frecuencia se realiza y que afecciones trata?
La Reeducación Postural Global, es un método de terapia manual aplicado por kinesiólogos- fisioterapeutas, especializados. Fue desarrollado por el francés Philippe Souchard (1980), actualmente director y responsable académico de RPG a nivel mundial.
Consiste en evaluación, diagnóstico y tratamiento de las patologías que afectan al sistema Neuro-Músculo-Esquelético (NME), y que utiliza la elongación de cadenas musculares como principal recurso terapéutico.
Pudiendo aplicarse con dos grandes objetivos:
Alteraciones posturales.
Cuadros dolorosos.
El método de Reeducación Postural Globales aplica a través de posturas, que el terapeuta elige según la patología y las características del paciente, lo que le da carácter de ser un tratamiento personalizado, pudiéndose aplicar en pacientes de cualquier edad, desde niños a adultos.
Las posturas son utilizas con el fin de corregir las deformaciones, controlar las compensaciones y eliminar el dolor. El paciente participa de manera activa y progresiva, a través de la respiración, la realización de suaves contracciones musculares y el mantenimiento de las correcciones. Estas posturas, no son gimnasia. Con el tratamiento se logrará corregir situaciones de conflicto, ganar flexibilidad muscular, modificar el estado de retracción del sistema miofascial, liberar las articulaciones bloqueadas, eliminar dolores, independizarse de medicamentos paliativos e incluso evitar instancias cruentas como una cirugía, además de recuperar la funcionalidad.
Con la RPG es suficiente con 1 sesión semanal para observar los cambios. Si bien son muchos los trastornos posturales y síndromes de origen mecánico que pueden tratarse con la RPG, entre los más frecuentes aparecen Escoliosis, Dorso Curvo, Hiperlordosis, Rectificaciones, Protusiones, y hernias discales, Cervicalgias, Cefaleas, Vértigos de origen mecánico Parestesias, hombro doloroso, patologías del periné, pies plano.
Osteopatía ¿Qué es la Osteopatía? Es una disciplina de terapia manual y holística desarrollada por el Dr. Andrew Taylor Still a fines del siglo XIX, que propone un enfoque global del individuo (cuerpo mente y alma). Se fundamenta en la teoría que considera al cuerpo un organismo vital, donde existe una estrecha relación entre la estructura y la función, una influencia permanente y recíproca que debe estar coordinada para la conservación del estado de salud. Si su relación se modifica, y se produce la alteración de una de ellas, provocará la pérdida del equilibrio corporal, haciendo posible que se instale “la enfermedad”, dependiendo del tiempo en que ese desequilibrio se mantenga.
La osteopatía es un sistema reconocido y arraigado de diagnóstico y tratamiento, cuyo interés principal radica en la integridad estructural y funcional del organismo. Se distingue por el hecho de que reconoce que gran parte del dolor y la discapacidad que sufrimos tiene su origen en anomalías de la función, de la estructura corporal, así como en el daño que le provoca la enfermedad.
¿Cómo es una sesión de osteopatía, con qué frecuencia se realiza y que afecciones trata? La Osteopatía realiza en cada sesión un abordaje terapéutico integral (no exclusivamente sintomático). Requiere de una evaluación exhaustiva (interrogatorio, observación y palpación) que posibilite determinar todas las posibles causas que puedan estar originando la sintomatología, permitiendo la especifidad del planeamiento terapéutico. El tratamiento se desarrolla mediante terapias manuales (sobre músculos, fascias, vísceras, articulaciones, etc.), sin utilizar ni introducir alguna intervención externa, artificial ni medicinal. El objetivo será la normalización de las diferentes estructuras corporales, restableciendo la integridad biomecánica para poner en marcha los procesos naturales de curación del propio cuerpo, y así lograr la recuperación del EQUILIBRIO FUNCIONAL GLOBAL (Homeostasis) que implica la buena salud. Un tratamiento osteopático consiste en una serie de sesiones, normalmente entre 3 y 4, espaciadas cada 15/20 días, de acuerdo con la indicación del Osteópata. Después de la primera sesión se pueden percibir cambios, la experiencia muestra que es necesario una serie de ellas, para que se consigan efectos a largo plazo.
Obviamente este plazo es algo general, y dependiendo de cada persona y de su problemática en particular, la duración del tratamiento puede diferir
Aporta una solución a cualquier problema lesional o funcional reversible, y alivia los que no lo son. Con la osteopatía tratamos los siguientes problemas:
lumbalgia, lubociatica, ciatalgia, sacroileitis, coccigodinia
dorsalgia
cervicalgia, cervicobraquialgia, tortícolis
artrosis, artritis
hernia discal
vértigo, mareos
cefalea, migraña
problemas de hombros (PEH, hombro congelado, etc..)
secuelas de accidentes de tránsito, caídas, traumatismos
dolor músculo-esquelético
medicina deportiva
problemas de oclusión dental y de ATM
escoliosis, tanto en niños, como en adultos
colabora en tratamientos por infertilidad
medicina preventiva.
Drenaje Linfático Que es el Sistema linfático, que es el drenaje linfático manual Vooder (DLMV)? ¿CUÁNTAS SESIONES SE RECOMIENDAN? En este consultorio: Por la formación que poseo (por el momento), solo realizo tratamientos de drenaje linfático para bienestar, y para complementar tratamientos estéticos. No así los terapéuticos.
Cuando la sangre pasa por los vasos capilares, una cierta cantidad de fluido atraviesa sus paredes arrastrando todo tipo de sustancias imprescindibles para la supervivencia de las células. Estas le devuelven a su vez los productos de su metabolismo. La mayor parte de ese fluido es reabsorbida por el sistema venoso, pero una porción significativa queda atrapada en el intersticio. Si este espacio en el cual viven las células no se renovara constantemente, éstas terminarían ahogándose, intoxicándose en sus propios desechos. Es el sistema linfático el que recoge este líquido excedente, rico en sustancias de alto peso molecular y cuerpos extraños insolubles y lo deriva a la circulación venosa, tras atravesar en su camino por lo menos un ganglio linfático. Allí las sustancias extrañas son puestas en contacto con el sistema inmunológico, y son depuradas, o retenidas de manera permanente.
Cualquier alteración del flujo linfático se traduce en edema, que bien puede ser muy discreto como convertirse en una enorme linfedema. El linfedema de los miembros especialmente, aunque también en la cabeza y el rostro por supuesto, como una de las tantas formas de insuficiencia linfostática.
De modo que esa las funciones del sistema linfático serían: regulación homeostática intersticial y participación de la respuesta inmunológica. Entonces el DLMV viene a estimular estas funciones. El método Vodder de drenaje linfático manual (DLMV) responde a los principios anatómicos y fisiopatológicos del sistema linfático. El gesto de las maniobras Vodder tracciona de la piel y a través de dicha tracción transmite un impulso a las células endoteliales que se separan permitiendo la primera fase de la producción de la linfa, es decir que facilita el ingreso del líquido intersticial al torrente linfático. El DLM no es una técnica de presiones, sino de tracciones, a excepción en el DLMV del abdomen profundo. La mal compresión de un miembro edematoso que exprime al miembro, conduce el líquido a través del intersticio, no por el interior de los vasos linfáticos, desplazando el edema a otros territorios. El DLMV está indicado para el tratamiento de los edemas periféricos, es decir los de origen linfático y venoso. Las contraindicaciones: los edemas centrales, es decir aquellos en los que los órganos que fallan en forma primaria no son los linfáticos ni las venas sino el corazón, el hígado, los riñones, la tiroides, etc. Otra contraindicación formal es la TVP (trombosis venosa profunda). Es generalizada la opinión de que el drenaje linfático manual está contraindicado en el cáncer. El temor es que el DLM promueva la diseminación metastásica. Sin embargo, la diseminación metastásica es un fenómeno complejo de múltiples pasos, el DLM sólo actúa sobre uno de ellos que es el incremento de la linfangiomotricidad. Pero si esto fuera suficiente para promover la metastización no podríamos ni respirar profundamente. Por eso puede aseverarse que el DLMV no aumenta el riesgo de diseminación metastásica. Por otra parte, está perfectamente bien establecido que en casos de cáncer avanzado el DLM tiene indicación, especialmente en cuidados paliativos. Tiene efectos analgésicos, descongestivos, antinflamatorios. El mero hecho de tocar a una persona con cáncer implica una actitud terapéutica que los pacientes agradecen profundamente.
El DLMV no produce dolor o malestar alguno. El DLMV puede asociarse con cualquier tratamiento que comparta sus principios fisiopatológicos. No tiene sentido realizar actividades que lleven a la congestión, a la hiperemia si lo que se está buscando es descongestionar.
Depende de la indicación. En estética facial se puede hacer un drenaje breve en cada sesión de tratamiento. En estética corporal generalmente se indican 10 sesiones que luego se irán ajustando según la evolución de la paciente. En los post-quirúrgicos se acompaña el proceso de recuperación hasta que se juzga que se ha completado satisfactoriamente. En linfedema el DLMV forma parte de la TDC (terapia descongestiva completa). La TDC incluye el DLMV, pero también vendajes multicapa, ejercicios, cuidados de la piel y educación al paciente. Cada uno de esos elementos es importante para el éxito terapéutico, cada uno cumple un rol.
MARIA FLORENCIA CHAREUN Lic. en kinesiología . RPG . Drenaje linfático info@chareunrpgyosteopatia.com.ar
M.N. 14344 M.P. 5028